Telemark

Se trata de descender pendientes nevadas con un par de tablas y unas botas que se sujetan a éstas tan sólo por la parte de la puntera, permitiendo elevar el talón.

Sus inicios nos llevan a los países escandinavos, especialmente en Noruega, y más concretamente a la región de Telemark. Allí, desde hace siglos el esquí servía para desplazarse de manera idéntica al actual esquí de fondo, pero con esquís de mayor anchura para una mejor flotabilidad en nieve no tratada.

Sin embargo su popularidad incrementó como actividad de ocio en la última mitad del siglo XIX en esa misma zona.

Poco más tarde, a principios del S.XX fue decayendo por la llegada del esquí alpino, pero resurgió a mediados/finales de los ’70 en Estados Unidos y se extendió por todo el mundo.

Su técnica difiere de la alpina ya que sus practicantes adelantan el esquí exterior y despegan el talón del interior a la vez que se retrasa ligeramente este esquí para facilitar el cambio de dirección.

Este fue el primer sistema utilizado para bajar pendientes y desde el que después surgió la primera técnica para descender girando.

Posteriormente, gracias al telemark, han surgido otras variantes de disciplinas de “esquí”.

Sin duda se trata de una divertida y completa alternativa al popular Esquí Alpino, aunque ciertamente requiere más equilibrio.

ESPECIALIDADES EN COMPETICIÓN

El clásico
Esta es la prueba principal y las competiciones se realizan en una sola manga.

El sprint
Esta especialidad se lleva a cabo en dos mangas de gigante donde existe un salto de hasta 15 metros de logitud.
Todos los participantes deben superar esta distancia recepcionando en posición de telemark para evitar una penalizacióń.
En la parte baja antes de la meta existe un peralte donde deben ejecutar una vuelta de 360º y encarar los últimos metros realizando un sprint en paso patinador como en el esquí de fondo.

Posteriormente se añadió el paralelo como modalidad espectacular.

* La palabra Telemark/telemark puede indicarnos tanto la región noruega a la que da nombre, como a la disciplina a la que se hace referencia.
También puede aludir a la posición adoptada en la recepción de un salto, o la técnica de descender virando propiamente dicha.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *